Seleccionar página

Cerrajeros Urgentes
Ver que el marco de una de nuestras puertas se ha roto puede ser de mucha preocupación. Cuando esto pasa, a menudo se piensa en comprar una puerta nueva, incluso pensamos que esta es una solución obligatoria. Pero en realidad, si el marco de tu puerta está roto o deteriorado este tiene una solución mucho más viable y menos costosa.
En el presente artículo te enseñaremos como puedes reparar el marco roto de tu puerta, ya sea porque se ha desgastado con el tiempo o porque se ha roto por algún golpe sufrido. Teniendo en cuenta no es necesario ser carpintero, ni gastar dinero en una puerta nueva, para lucir una puerta reparada y como nueva.
Consideraciones que debes tener en cuenta
Primero debemos observar cuál ha sido el daño que ha sufrido el marco, en específico debemos ver si el marco está completamente roto o solo agrietado. En caso de que suceda esto último, es usualmente recomendado el uso de la cola de carpintero o pasta de madera, materiales que son usados para rellenar la grieta, una vez que se seque, procedes a pintar usando barniz de madera, o la pintura que mejor se adapte a tus gustos.
Si el caso es que una de las partes del marco se ha roto, necesitarás los materiales adecuados y proceder a realizar los siguientes pasos.
Materiales
Destornillador.
Lápiz.
Sierra.
Metro o cinta métrica.
Clavos o tornillos de 4 pulgadas.
Lija.
Madera de elección, dependiendo de su puerta.
Pintura o barniz
Ten en cuenta que, en caso de tener que comprar estos materiales, no es un gasto en vano ni de una sola vez, es una inversión en implementos que podrás usar a futuro.
Procedimiento
Paso 1: Debes determinar el lugar del marco que se encuentra roto y lijar esta parte, sin dañar o agrietar otras partes. Una vez realizado esto, usando el metro, mides los centímetros que posee la parte rota que retiraremos a continuación.
Paso 2: Una vez que midas el tamaño de la parte rota del marco, con el lápiz marcas un borde superior e inferior dependiendo del daño del marco, lo cual nos indicará el espacio exacto que retiraremos y que debemos reponer.
Paso 3: Con el uso de la sierra procedemos a cortar, con mucho cuidado, en ambos bordes trazados previamente con el lápiz y retiramos la parte rota o dañada. Como previamente medimos el tamaño de tal muestra, procedemos a cortar de la madera nueva comprada, un trozo con las medidas obtenidas del espacio que ahora esta vacío.
Pasó 4: Una vez cortada la muestra de madera, procedemos a colocarla en el espacio en donde se encontraba la rota, hacemos uso de los tornillos y, de manera lateral, martillamos o atornillamos la muestra en el espacio, quedando de esta manera enmendado el daño del marco de la puerta.
Paso 5: Hacemos uso de la pintura de madera o barniz, para tapar la visibilidad del lugar donde se enmendó el daño y obtendremos un marco como nuevo, sin grietas, ni extremos rotos, visiblemente conservado y atractivo.
Como puedes ver ya no es necesario llamar al carpintero, podemos hacer reparaciones sencillas, rápidas y económicas, teniendo presente las normas de cuidado en cada procedimiento para evitar algún tipo de daño o lesión al realizar este tipo de reparaciones en nuestro hogar. No es recomendable que los niños participen en esta clase de actividades por ciertos riesgos, sin embargo estas actividades son una gran noticia para aquellos que buscan ahorrar gastos innecesarios y grandes preocupaciones, obteniendo resultados muy atractivos a la vista y sobre todo duraderos para conservar lo hermoso de nuestros hogares.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies